Estás aquí
Página principal > Destacada

EPICA en Buenos Aires: Un Huracán Holográfico que elevó la temperatura #Crónica

El mítico Teatro de Flores se vistió de gala la noche del  4 de Marzo para recibir a una agrupación insigne del metal europeo: EPICA. La banda se encuentra promocionando su más reciente álbum, The Holographic Principle, publicado en 2016 y con eso como excusa visitó Argentina, ofreciendo en Buenos Aires el primero de sus dos shows en el país. El segundo será este 6 de Marzo en Salta.

Si bien EPICA es un nombre relevante dentro del metal gótico y sinfónico, la banda fundada por el guitarrista y vocalista Mark Jansen es mucho más que eso. Supieron diferenciarse claramente del resto de las agrupaciones del género y no le tuvieron miedo a volverse pesados. El death metal es una parte importante en muchas composiciones de los holandeses y gracias a su poderoso sonido y sus aplastantes beats, sus shows en vivo se convierten en un verdadero acontecimiento metalero, donde, contrario a lo que algún incauto – guiado por el dulce rostro de Simone Simmons – creería, podrías salir golpeado del moshpit o recibir muchos empujones de quienes simplemente saltan al ritmo de los temas. El pasado 4 de Marzo la capital argentina pudo vivir esa experiencia, una vez más.

Con envidiable puntualidad, el show comenzó a la hora que fue anunciado, algo a lo que no estamos muy acostumbrados en el tercer mundo pero que sí se puede lograr y la producción de anoche, a cargo de Icarus Music, lo demostró. Aplausos para ellos. BOUDIKA fue la agrupación local encargada de calentar los motores y tuvieron la fortuna de tocar ante un teatro bastante colmado, lo cual les sirvió para mostrar el talento que desbordan y ganar unos cuantos adeptos. Se pudieron ver los rostros de sorpresa y satisfacción entre muchos de los presentes, una señal de que lo que estaba llegando desde la tarima estaba siendo más que aprobado por quienes realmente importan: el público.

Algunos arreglos en tarima y ya todo estaba listo para el plato principal. Las luces se apagaron cuando faltaban dos minutos para las 21 hs, dejándose escuchar la grabación de “Eidola” y dos minutos después ya estaban los músicos en tarima. El público, que prácticamente llenó el Teatro Flores para recibir a sus ídolos, cayó rendido a los pies de la banda liderada por Simone Simmons desde el primer minuto. Gritos, aplausos, pogos, saltos, silbidos y bailes fueron la constante durante la hora y media que duró el show, pero sobretodo melenas agitándose en el aire. Ni siquiera el sofocante calor que hacía dentro del recinto impidió que los más entregados fans lo dejaran todo en el campo. “Está haciendo mucho calor, espero que nadie se desmaye” comentó la vocalista antes de comenzar a repartirle botellas de agua al público. Ella misma tenía que retirarse a un costado del escenario con frecuencia para refrescarse y secarse el sudor con una toalla.

EPICA es conocida por tener letras muy complicadas, pero hoy les voy a pedir que digan solo una palabra: che,” dijo el guitarrista Delahaye mientras jugaba con los fans luego del encore, a la vez que presentaba al resto de los músicos. La audiencia, por su parte, insistió varias veces con el cántico “E-PI-CA” y se hizo notar durante cada canción, con coros al unísono que retumbaron en las paredes del teatro. “Ustedes son muy ruidosos y salvajes” dijo Mark Jansen en una de sus interacciones, agregando que siempre es un placer tocar en Buenos Aires.

Como era de esperar, el setlist de esta gira titulada The Ultimate Principle Tour, está conformado principalmente por temas del más reciente disco de los holandeses, por lo que pudimos escuchar poderosas canciones como “Once Upon a Nightmare”, “The Holographic Principle – A Profound Understanding Of Reality” y “Dancing in a Hurricane”, además del arranque con “Eidola” y “Edge of the Blade”, tal como inicia el álbum. Esto le dio un aire fresco al show de la banda, aunque le quitó espacio a “clásicos” que no se pudieron escuchar esta vez, siendo el principal ausente, “The Phantom Agony”. Que no se malinterprete esto como algo negativo, sino más bien como una queja ante el hecho de que los shows de bandas con discografías tan excelsas, deberían durar más horas.

Por supuesto, hubo legendarios temas que no podían faltar, como “Cry For The Moon”, “Sensorium” o el metalero “Consign To Oblivion”, con el cual cierran su set y en el que se pudo ver un Wall of Death –por petición de la banda – en el medio del teatro. El calor no empañó la jornada, aunque la complicó un poco. Mención especial para los encargados de prevención, quienes durante el show se dedicaron a rociar con agua a quienes se encontraban en la parte de adelante.

Más allá de lo musical, la experiencia y trayectoria de cada uno de los músicos que conforman EPICA se ve evidenciada desde el primer momento en que aparecen bajo las luces. Ariën van Weesenbeek, desde atrás de la batería, invita a todos –incluso desde antes que suene la primera nota – a activarse continuamente, pidiendo con gestos y señas que hagan ruido. Isaac Delahaye, guitarrista líder, no teme hablar en español con su público y hasta tuvo tiempo para jugar con la audiencia. Por su parte, Coen Janssen, el carismático tecladista, es quien lleva la batuta de interacción con los asistentes. El “pelado”, como cariñosamente le llamó el público, no paró de moverse de un lado a otro del escenario e hizo muy buen uso de la base giratoria de su teclado, bailando cada vez que hizo falta y hasta cuando no.

Rob van der Loo, el bajista, es tal vez el más tímido de todos sobre la tarima, sin embargo su presencia se nota y mucho más su talento. Sus poses y recorridos por el escenario le valieron un “oe oe oe Rob Rob” cuando fue el turno de su presentación. Mientras tanto, los otros dos miembros de la banda, no necesitaron presentación alguna, pero con sus voces, sus personalidades y su interacción (con el público y entre sí), generan todo el clima necesario para que la banda tenga vida propia. Mark y Simone son la portada de ese libro llamado EPICA, en cuyos capítulos se han escrito incontables historias durante 16 años, todas exitosas y memorables. La del 4 de Marzo en Flores, fue una página más en esa biografía, y quienes tuvimos el placer de estar, quedamos contentos e impresionados, pero sobre todo, con ganas de más.

Frank Hernández
Director en Rocktambulos
Escucho más de lo que veo y escribo más de lo que leo.
Periodista musical. Radio Host. Colaborador en Billboard. Fundador de Rocktambulos
Frank Hernández on EmailFrank Hernández on FacebookFrank Hernández on GoogleFrank Hernández on InstagramFrank Hernández on LinkedinFrank Hernández on Twitter

Todas las fotos fueron tomadas por Ariel Pascolat para rocktambulos.com / Todos los derechos reservados

¿Qué te pareció? ¡Queremos saber tu opinión!

Déjanos tu comentario acá:

Top